Devocional 4 de Octubre 2018

CAMBIANDO PARA CONFUNDIR


ISAÍAS 5:20"¡Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo! ".

Aflicción es la palabra que utiliza NTV en vez de ¡Ay! y su connotación es mucho más profunda, un ¡Ay! Puede ser tomado a la ligera pero aflicción es sinónimo de dolor, desesperanza, angustia, sufrimiento.

En este capítulo el profeta anuncia aflicción por seis razones, por seis pecados del pueblo de Dios:

* Explotación o abuso a otros.

* Abusar de la ingesta de bebidas embriagantes, en nuestro argot: emborracharse.

* Ufanarse de una vida de pecado.

* Confundir las normas de moralidad.

* Presumir de lo que es o de lo que tiene.

* Pervertir la justicia.

Hoy nos ocuparemos del versículo 20: ¡Qué aflicción para los que dicen que lo malo es bueno, y lo bueno malo; que la oscuridad es luz tinieblas, y la luz es oscuridad; que lo amargo es dulce, y lo dulce es amargo! NTV. Es la manera como el Señor de manera clara, con ejemplos muy sencillos está diciéndoles que están pervirtiendo, distorsionando, deformando, acomodando, adulterando La Ley de Dios.

Podríamos pensar que es un mensaje para Israel, en el pasado, pero no; es como toda La Escritura, un mensaje para hoy y para cada uno de nosotros. No podemos cambiar o acomodar La Escritura, para ocultar nuestro pecado y mucho menos para inducir al error, para confundir a otros.

REFLEXIÓN:
El Espíritu Santo nos guía a toda verdad, aprendamos a escucharlo y obedecerlo.


Escrito por:
Myriam González de Bohórquez
Docente y Tutora del IBPS

Lo expresado en los "Devocionales" representa la opinión de los escritores y no necesariamente de los directivos.